No es insomnio, es no querer soñar

Entre las horas de estar y no estar se terminan desvaneciendo las personas; que de nuevo cerrar los ojos tarde y abrirlos temprano no cambia nada, pero de nuevo voy a intentarlo.

Dice algo así:

Todo es un borrador, de papel y de palabras en él; sin parte azul que destroce todo, solo uno mas, migajón, beige, blanco, ancho o diminuto y lleno de ideas sin sentido. Las historias que se narran ahí distan mucho de ser una sola cosa, hubo escape y hubo encierro, hubo entrega, abandono y compañía; pero sobretodo estaba el silencio.

Y mas cosas que decir, que la ansiedad une cuando la carrera es hacia un mismo lugar, y en ultimas noticias han descubierto que "la nada" es el lugar mas vistado. Y que la noche siempre llega (así sean las 3 am) y con ello llega el nuevo día y con el nuevo día descubres que la vida sigue, siempre sigue a pesar de que todo sea un borrador de momentos sin sentido, la vida siempre sigue, abróchense los cinturones damas y caballeros que esto nunca va a parar.

Y así, digan "hola" a mis próximas pastillas de la felicidad, que seguramente entonces esto tendrá menos sentido. Pero esta bien. Las cosas sin sentido y vacías nunca causan tanto daño.

No hay comentarios: